Cocina


Llego la onda teanner


Por Daniela Calabró.


Llego la onda teanner
La globalización hizo lo suyo y vino a depositar un nuevo yeite al crisol gastronómico en el que se ha convertido Buenos Aires. Con el brunch ya impuesto y degustado, desembarca en el país otra tendencia importada: el teanner, un americanismo conformado por las palabras tea + dinner. Para los que prefieren hablar en criollo, se trata nada más y nada menos que de una “merencena”. 

La exitosa fórmula del brunch (breakfast + lunch), hermana mayor de esta nueva movida, conjuga el desayuno con el almuerzo. El teanner, en cambio, está pensado para los sibaritas que disfrutan más de la tarde. La idea puede oficiar de after office (aunque con tés y limonadas, más que con cerveza o daiquiris) y, a la vez, amalgamarse con un cena “tempranera”, fiel a la cultura del resto del mundo, en donde (como aconsejan los nutricionistas) se ingiere la última comida lejos de la hora de dormir. 

Los menús se pasean por panes caseros con diferentes dulces, pinchos, tortas y tarteletas, pizzas gourmet, bruschettas, foccacias y sándwiches en todas sus formas. La bebida estrella es el té en hebras, pero también se sirven infusiones frías. La idiosincrasia argentina le sumó, por supuesto, el clásico tazón de café con leche que muchos prefieren al earl grey.

Para quienes se hayan tentado, compartimos las coordenadas de algunos delis, restaurantes y casas de té que ya son teanner friendly. 
De todo un poco
Eliana Trotta, creadora de Pani, está siempre atenta al último grito de las modas gastronómicas. Tal vez, eso la llevó a ser una de las pioneras del teanner porteño. “Uno de los que ofrecemos en nuestros locales es totalmente veggie: servimos desde quinoa con calabaza asada, hasta un scon de brie y guacamole, pasando por shots de couscous con mango o polenta grillada. Lo dulce también está presente, con cuadrados de dulce de leche y nueces, cheesecake de Vauquita o algo más light, como un yogur con frutas frescas”. 

La cocina francesa también se hace eco de esta moda. Así lo demuestran los jóvenes Anaïs Gasset, Morgan Chauvel y Adrian Verny, creadores de la exitosa boulangerie Cocu. La esquina de Palermo Viejo se hizo conocida por su aroma a masa madre y por sus exquisitas piezas de viennoiserie. Pero allí también se ofrecen ensaladas, tartas y sándwiches con un inconfundible toque parisino. En medio de ese menú, se hizo presente el teanner, que se puede disfrutar solo los fines de semana. “¿Cómo lo servimos? Con licuados, croissants, panes de chocolate, tostadas con dulces y brioches con crema de verdeo y  salmón ahumado. Para los que quieren un plus, sumamos pizza casera recién amasada”, rematan sus creadores.  

También los sabores caseros ganan adeptos y los lugares que los ofrecen están llenos de fans atraídos por el aroma a recién hecho. Uno de ellos es Bandol, que está casi escondido en una ochava de Núñez, bajo los enormes árboles de un bulevar. En estos tiempos en que las meriendas intensas se instalan para destronar a la cena, ellos apuestan por una variante llamada Rey, muy caserita, compuesta por medialunas, tostadas, huevos revueltos, panes especiados y jamón y queso. Para tomar, puede elegirse entre un rico café o una infusión, que vendrán acompañados de un jugo de naranja recién exprimido. 

El teanner se impuso. Y hay para todos los gustos.
Scons salados
Ingredientes

•250 g de harina
•5 g de sal fina
•10 g de polvo de hornear
•50 g de manteca 
•100 g de queso parmesano
•90 cm3 de leche
•125 cm3 de crema

Preparacion
Hacer un arenado con la manteca y los ingredientes secos. Luego, incorporar el queso rallado, la leche y la crema y unir hasta formar una masa. Llevar a frío. Por último, estirar, cortar círculos con la ayuda de un cortante y hornear a 180 °C, hasta que estén dorados.

nueva, todos los domingos con:


El Norte La Capital Nuevo Diario El Día La Gaceta Rio Negro Primera Edición Uno - Mendoza Uno - Entre Ríos Uno - Santa Fe Diario Norte Puntal - Córdoba La Nueva Diario Democracia El Independiente Diario Norte