ACTUALIDAD


Mi amigo el sol


Por Macarena Otero.


Mi amigo el sol 

Tomar sol ofrece múltiples ventajas pero hay que hacerlo con protección y nunca al mediodía. Aquí, consejos para tener en cuenta y un shopping con los productos más nuevos.

Llega el calor, el sol pega más fuerte y pasamos muchas horas al aire libre. También las actividades físicas tienden a extenderse y además se hacen generalmente en exteriores. Si bien suele pensarse en el protector solar solamente para las tardes de playa, lo cierto es que las actividades típicas de los fines de semana de verano también exigen ciertos cuidados. Qué mejor entonces que una batería de consejos para cuidar la piel en esta temporada, así como un shopping con los últimos productos disponibles en el mercado.

Deportistas
¡Para los hombres! Si juegan al fútbol, recuerden volver a aplicarse protector solar en el entretiempo.
En el caso de los deportes acuáticos, en los cuales hay mucha exposición solar, es muy útil usar prendas livianas que no den calor y no retengan el agua. Por eso, conviene elegir un protector de larga duración y resistente a la transpiración.

Tribunas amigas
Si van a mirar un partido, es importante elegir tribunas a la sombra y acordarse de llevar protector solar y un gorro.
Después de ponerse el protector, conviene esperar entre 20 y 30 minutos para exponerse al sol. Esto se debe a que no todos los productos actúan de inmediato; algunos tardan unos minutos en hacer efecto. Después de la exposición solar es recomendable usar un gel para refrescar la piel. Tengan en cuenta que el gel no reemplaza la humectación, por lo que la piel debe hidratarse con emulsiones postsolares.

El color de la ropa
Aunque la ropa clara se ensucia más, es la mejor aliada para la exposición al sol, ya que no acumula calor. 
A la hora de pensar el look, es preferible optar por prendas finas, pero recuerden que el sol puede penetrar a través de las prendas de verano, en especial si la trama del tejido es abierta. O sea que siempre es recomendable usar protector solar.

Almuerzos al aire libre
•Si salen al mediodía, elijan mesas con sombrilla, ya que entre las diez de la mañana y las cuatro de la tarde la radiación UV alcanza su mayor intensidad. Como las sombrillas también dejan pasar la radiación, protegerse sigue siendo necesario.
•La ronda de mate en un parque o los licuados en la mesita de la vereda son irresistibles, pero hay que tomar ciertos recaudos. Tengan en cuenta las características de su piel para elegir la protección adecuada. Las mujeres de piel muy clara o sensible deben optar por protectores con un factor de protección más alto. Para las mujeres embarazadas, lo aconsejable es que utilicen bloqueadores y pantallas de máxima protección a fin de evitar la aparición de manchas, especialmente en el rostro.
•Si la parrilla no está a la  sombra, hay que usar un protector solar en las zonas expuestas, como brazos, manos, rostro, orejas y nuca. Deben reaplicarlo cada dos horas  o menos, ya que el calor de la parrilla produce mayor sudoración y, al secarla, el protector puede desaparecer.

Baby, baby
Los bebés no deben estar al sol, ya que aún no controlan el sistema térmico. Tampoco conviene ponerles protector solar a los menores de 6 meses. La mejor protección para los bebés es la sombra. A no confiarse demasiado en las nubes, ya que los rayos ultravioleta pueden atravesarlas. 

La ropa, una aliada 
Cuando estamos al aire libre debemos tener en cuenta que también la ropa protege. ¿Cuánto? Depende del tipo de material y el grosor de la prenda. Por ejemplo, una camiseta de algodón común tiene un factor de protección 5. Gracias al desarrollo de materiales con tecnología de avanzada, existe ropa confeccionada especialmente para protegernos del sol. Este tipo de ropa lleva una etiqueta especial.

nueva, todos los domingos con:


El Norte La Capital Nuevo Diario El Día La Gaceta Rio Negro Primera Edición Uno - Mendoza Uno - Entre Ríos Uno - Santa Fe Diario Norte Puntal - Córdoba La Nueva Diario Democracia El Independiente Diario Norte